By: Community Encendido: julio 06, 2015 In: Noticias Comments: 0

 

La fisioterapia contribuye a mejorar la calidad de vida de las personas con enfermedad de Alzhéimer, porque mantiene y restablece las capacidades funcionales de los pacientes y fomenta su autonomía y, por tanto, contribuye a aumentar el confort y la calidad de vida tanto del paciente como de su familia.

 

maxresdefault

 

Así se desprende de las declaraciones a los medios que han hecho miembros del Consejo General de Fisioterapeutas de España (CGCFE),  que también recuerdan que la actividad física está asociada, según varios estudios, a un menor declive en el deterioro cognitivo y funcional.

 

La fisioterapia ofrece diversas soluciones ante las diferentes afecciones derivadas del Alzhéimer. Entre ellas, destacan terapias para favorecer la actividad física y la psicomotricidad, la prevención de caídas, que aceleran el deterioro funcional; la mejora de la capacidad respiratoria, disminuida debido a la inmovilidad o la tos; la prevención de úlceras de decúbito (escaras) o el control de la incontinencia, entre otras afecciones”.

 

Entre la labor del fisioterapeuta también se incluye el enseñar a las personas con Alzheimer, así como a sus familiares y cuidadores, cómo realizar de manera correcta los cambios posturales (cama-silla, acceso al baño o a un vehículo, etc…) motivados por la pérdida de psicomotricidad.

Trackback URL: http://www.solimar.es/los-beneficios-de-la-fisioterapia-en-el-alzheimer/trackback/